Por: José Gallardo A.

Frío, cortante, afilado es el sonido de memorabilia, un postpunk muy influenciado por el virtuosismoNoVirtuoso, ese que nace de la necesidad de decir algo realmente desde adentro de uno y no tanto el de querer demostrarle al otro cuantas escalas se sabe uno a 120bpm la corchea, ese digamos no nos interesa en este espacio.

Los ví tocar recientemente, nos acompañaron en la segunda fecha del circuíto posmedallo y la verdad me han obligado a escucharlos sin parar después de ese encuentro. Incluso me he vuelto monotemático con el asunto, pues la verdad hace rato no escuchaba algo que me sonara tan fuerte y violento, además de oscuro en su justa medida, lleno de ira, desazón suprema, y cargado de disonancias limpias. El Valle no soporta la disonancia y la antítesis del tiempo evade la memoria.

Me parece encantador que unos jóvenes de 18 o menos años estén haciendo música de este tipo ahora y que además, le den sopa y seco, a los viejos zorros de la escena, sin pretensiones. Ahora bien, esto puede ser un arma de doble filo, pues debemos esperar que tan fieles a sus dioses y lustros sonoros los Memorabilia, recordemos que muchas veces es mejor padecer de la desmemoria, para poder expresar o representar mejor nuestras ideas, bueno eso diría un aristotélico.

Una segunda cuestión me preocupa un poco y es la dimensión dinámica de su música, algunas veces pierde dirección y propósito, quedándose en contexto, sin sujeto sonoro para explorar, motivo o secuencia que se desarrolle.

Tal vez es momento de darle tiempo a las canciones en el escenario, un año de por medio nos dejó a algunos con los oídos ávidos de escuchar, y después de depurar el laboratorio que es tocar en vivo, se encuentren con nuevos rumbos sonoros a explorar. 

Fecha de lanzamiento: 12 de marzo de 2020.

Musexplat

GRATIS
VER